Boliviana llevará el Caso Ford Powershift ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos

Para quien haya pensado que los problemas técnicos de las defectuosas transmisiones “Powershift” de Ford Motor Company en América Latina habían finalizado, una abogada boliviana, Inés Montero, retoma el caso y ha acusado al distribuidor de la marca en una llamada “Acción Popular” para defender los intereses colectivos cuyos derechos son violados o amenazados. El asunto ya está en manos incluso de la Corte Interamericana de Derechos Humanos.

Ford Ecosport 2015 comprada en Bolivia, con defectos en la caja Powershift (Fotos de archivo).

Inés Montero se pone en contacto con Al Volante al saber que somos casi el único medio periodístico que ha hecho eco de las múltiples demandas de cientos de propietarios de autos y camionetas Ford que están equipadas con la transmisión Powershift y que han resultado un fraude para el consumidor.

Diversas reseñas periodísticas dan cuenta de los casos existentes, además de la participación, de los automovilistas afectados, en los diferentes foros.

La abogada sudamericana nos dice: “Luego de investigar  casos como los que se exponen en AL VOLANTE, formulé una demanda que se llama Acción Popular,. Esta acción  tiene por objeto garantizar los derechos e intereses colectivos, relacionados con la seguridad reconocidos por la Constitución Política del Estado (Bolivia), cuando ellos por acto u omisión de las autoridades o personas naturales o jurídicas son violados o amenazados. Cuando una persona compra algo, el vendedor debe cumplir las condiciones de calidad, es decir no pueden tener fallas técnicas de fábrica, como sucede en el caso concreto, fallas que no sólo afectan derechos de consumidores, sino también elderecho a la seguridad pública por los accidentes que podrían ocasionarse por dichas fallas técnicas de fábrica”, nos comenta vía correo electrónico desde Sucre, Bolivia.

Interior de las cajas Powershift que causaron muchos problemas.

Y continúa su relato: “En este contexto, busqué la tutela judicial de derechos  referentes a los derechos de usuarios y consumidores interdependientes con el derecho a la seguridad pública y con el derecho a la vida. En el proceso, con prueba contundente demostré que los vehículos Ford (ella posé una Ecosport modelo 2015) vienen con la falla de fábrica en el Powershift. Presenté la carta del Presidente de Ford en la que pide disculpas e instruye un recall, la orden de extensión de garantía a 10 años, la instrucción a todas las concesionarias a hacer el recall y extender la garantía (durante la vida útil del vehículo). Demostré que la concesionaria en mi país, había ocultado toda esta información, jamás hizo el recall ordenado, es más, los kits de embrague recibidos (para dar una solución paleativa) fueron comercializados a los mismos afectados”, dice en su relato.

Ella adquirió en el año 2015 una camioneta Ford Ecosport modelo 2015 equipada con caja Powershift.

“Por la naturaleza de la demanda, la primera en Bolivia, tuvo un efecto tremendo en los medios de comunicación, porque la demanda no persigue una restitución o indemnización sino en todo caso busca una MEDIDA PRECAUTORIA, traducida en  una garantía de prohibición de prácticas comerciales abusivas que impliquen afectación de derechos de los consumidores por defectos. Esta demanda fue resuelta en una sola audiencia,  por la Sala Constitucional a cargo de dos magistrados, tuve un voto a favor  que concedió la tutela, ordenó a la concesionaria haga el recall y proceda a la reparación o restitución de todos los vehículos afectados para evitar que sean un peligro a la seguridad pública. El otro magistrado estuvo en contra y fuera de toda lógica  fundamentó en que no tenía una prueba que demuestre que mi vehículo tenga el defecto de fábrica del powershift (pese a toda la prueba presentada). Asumo que hubieron otros aspectos que determinaron su criterio, como sucede en muchos tribunales de justicia”.

Y concluye: “Ahora el proceso se encuentra en revisión en el Tribunal Constitucional que veremos qué decide, pero lo importante y el motivo de mi contacto con usted, es que esta demanda abre las puertas para acudir ante la Corte Interamericana de Derechos Humanos.  Aclaro, como actué en defensa de  sociedad y de la vida de los inocentes transeúntes y  el derecho a la vida  es un derecho fundamental, por el peligro que significan estos vehículos porque se paran o se aceleran, luego que el Tribunal de mi país se manifieste, tendré la vía para acudir a la Corte Interamericana donde estoy segura se logrará justicia y  las consecuencias serán mayores para la empresa FORD  pues  además de las sanciones tendrá que disponer una reparación integral de daños para todos los que habían adquirido este vehículo y esto se hará extensible para todos, es decir, como tiene efecto vinculante, otros afectados como en su país (México) podrán hacer sus reclamaciones basados en este fallo”.

 

 

 

Léa también

Personalizar el automóvil

Por Edgar Morín / Especial para Al Volante La invención del automóvil fue una de las …

Un comentario

  1. Gabriel Garcia

    Compre un ford fiesta nuevo mod 2012. Tras 4 años se le cambio 3 veces el kit de cluth y 4 reprogramaciones.
    Porquería de transmisión.
    hace 3 años lo vendí y mejor compre un vehículo japones.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *