KIA Forte sedán GT 2019.– Deportividad y comodidad funcionales con 1.6 turbo de 201 bhp y precio de $451,900; el mejor valor-precio del segmento

AMOZOC, Puebla.– KIA Motors de México completa la tercia de ases deportivos con el Forte sedán GT que viene con el motor 1.6 turbo de 201 bhp y a un precio de $451,900, el mejor valor-precio del mercado de compactos Sport en México. Lo manejamos en carretera y en autódromo, completando una evaluación de buen desempeño, comodidad y funcionamiento.

KIA Forte sedán GT 2019, valor peso por peso (Fotos de KIA).

La marca surcoreana hace el esfuerzo de reunir a 60 periodistas que pudimos probar las tres versiones de su gama GT: Forte Hatchback, Forte sedán y Stinger. ¡Una trípode de adrenalina en carretera y autódromo! En reseña aparte damos a conocer la crónica del evento, pero en esta ocasión nos vamos a concentrar en Forte sedán GT por ser el lanzamiento especial de la mañana.

KIA FORTE SEDÁN GT, VERSIONES Y PRECIOS

GT Line (2.0 litros 147 bhp) $389,900

GT (turbo 1.6 litros 201 bhp) $451,900

Tablero ergonómico. Todo a la mano del Forte sedán GT.

Hecho en México en la planta de Pesquería, Nuevo León, el Forte sedán GT es quizá el compacto de características de carrera más asequible en el mercado mexicano. Compite directamente con el Volkswagen Jetta GLI y aunque este tiene más caballos, peso por peso el KIA se justifica plenamente. Haga cuentas pero antes entérese de las cualidades de manejo de este compacto Sport.

El primer acercamiento es en carretera, del autódromo de Amozoc, en Puebla, hasta Zapotitlán, en las colindancias con el Estado de Oaxaca. La versión de doble embrague DCT de siete velocidades tiene un efecto auditivo muy deportivo desde que usted arranca la unidad. Y al acelerar de inmediato se siente el poderío turbo con un económico motor de cuatro cilindros de 1.6 litros GDI de 201 bhp a 6,000 rpm, un buen par motor de 195 libras pie desde las 1,500 rpm. El efecto de retardamiento del turbocargador es mínimo, apenas logradas las 1,500 rpm.

El Forte sedán GT tiene un magnífico desempeño y una frenada muy efectiva. 

Estamos hablando de un Forte sedán GT muy bien equipado. Los aspectos del funcionamiento son vitales. La geometría de la suspensión MacPherson es apoyada atrás por un sistema independiente con multibrazo, lo que se agradece en las curvas que tomamos sobre todo en el autódromo, donde el agarre es muy satisfactorio gracias también a las asistencias del control de tracción, del control de estabilidad y del gestor de de estabilidad VSM. A diferencia del manejo del Hatchback que ya evaluamos, con el peso de la parte de atrás (cajuela) tenemos que dejar ir un poco el auto de la parte trasera para acomodarlo en la curva. Esta maniobra no es fácil de lograr, pero con la práctica es posible. Para un conductor que espera buena respuesta de la unidad en carretera, no va a presentar ningún problema en ese sentido, el agarre es muy bueno gracias a los apoyos colaterales con que cuenta el Forte sedán GT.

En el volante contamos con una serie de funciones que evitan distraerse del camino.

No cuesta trabajo alcanzar los 200 kilómetros por hora en el autódromo, con todas las medidas de seguridad disponibles para esta prueba especial. Los frenos ABS con discos en las cuatro ruedas y de alto rendimiento en la versión GT permiten una frenada efectiva antes de entrar a la curva a la izquierda. Una vez tomando el ápex (el mejor punto de ángulo de la curva para salir lo más rápido posible, la aceleración es muy efectiva a pesar de traer el sistema de doble embrague DCT de siete velocidades. Digamos que este sistema automático de cambio de velocidades no mengua la capacidad de la unidad, y menos si activamos el modo “Sport” disponible a un lado de la palanca de velocidades. Y contamos con las paletas al volante para hacer los cambios. En verdad, la sincronía de la caja está muy bien lograda que a veces nos olvidamos de activar con las paletas los cambios, sin perder revoluciones por minuto (rpm) arriba de las 4,000 vueltas del motor para mantener siempre constante la velocidad.

El diseño GT es inconfundible en el Forte sedán. Realmente un concepto muy bien logrado.

En carretera la unidad es estable y cómoda. Tanto en el modo confortable o deportivo, el Forte sedán GT se comporta excelente. Las curvas se toman con aplomo. Traemos rines de 17 pulgadas montados con unas llantas 225/45 R17 que mantienen una “cama” de hule muy favorable para las velocidades que desempeña el auto. El perfil bajo le hace lucir muy deportivo y el efecto en el manejo es muy liberal, permite tomar curvas a buena velocidad sin perder agarre en las curvas.

A diferencia del Hatch, en el sedán traemos más peso, sí, pero mejor comodidad en las plazas traseras. El espacio del maletero sirve para viajes largos y donde hay que acomodar más de tres maletas. Por lo demás, en la decisión entre el HB o el sedán tiene que ver el gusto. No vamos a negar que a nosotros nos encanta el Hatch por la gran confianza que brinda y porque contamos con una versión manual de siete velocidades que es nuestra opción por el manejo deportivo que disfrutamos cambiando a placer las velocidades. En verdad, el punto de transmisión es una variable a favor de KIA, sin calentamientos a pesar de haberlo forzado en el manejo en pista.

La pantalla central con diversas funciones y conectividad mide 4.2″ (más grande en el GT).

Otros aditamentos presentes en el Forte sedán GT son: seis bolsas de aire, doble escape cromado, quemacocos eléctrico, cámara de reversa, sistema de aire acondicionado  automático y con salida también en la parte trasera, acabados racing en parrilla, parte posterior, asistencia visual para rebase en los espejos laterales exteriores, toda la conectividad actual con sistema de comunicación con el funcionamiento del auto y directo al teléfono inteligente del propietario. En fin, es conveniente leer la ficha técnica para tener toda la información necesaria para tomar una decisión de compra.

Si bien el Volkswagen Jetta GLI, su principal rival, tiene más potencia y prestaciones tecnológicas avanzadas, en la relación peso-potencia el KIA Forte sedán GT se vuelve una opción viable, asequible, conveniente. Es cosa de medir gustos y cuidado de la cartera. Cada peso invertido en el surcoreano, vale la pena, sin dudas.

Rin de 17 pulgadas, de aluminio, frenos de alto rendimiento y llantas deportivas 225/45.

Léa también

Suzuki Vitara 2019 Día 3.– Valor-precio, de lo mejor en el mercado de “crossover”

Seguimos con nuestra evaluación de la Suzuki Vitara 2019 Boosterjet. Hemos probado potencia, el tipo …

2 Comentarios

  1. MARIO RODRÍGUEZ MONTOYA

    Buena noche. Sr. Cesar cual es mejor forte, jetta o civic turbo.

    • Mario, Forte tiene el mejor valor precio, quiere decir que pagas por él lo justo, digamos, y recibes más. Jetta es mucho lo que se paga, con todo y que le han bajado de precio tres veces, pero sigue siendo caro para lo que recibes, creo yo (pudieras no estar de acuerdo). Y Civic es muy buen auto pero también con alto precio. Pero si pudiera yo elegir me quedo con el Civic, por mayor calidad que el Jetta, con todo respeto.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *