Massa: «Sigo siendo el hijo de p… de siempre»

Dice que sigue siendo el hijo de p… de siempre, luego de correr algunas vueltas en el Ferrari F2007 equipado con llantas Bridgestone de GP2 en Fiorano, Italia. Y que ve a Fernando Alonso como un compañero más sin tener que ser su amigo. El ego de Felipe Massa vuelve a sus antiguos niveles. Pero la verdad se verá en una competencia de verdad y eso será hasta 2010.

F1 Felipe Massa en primer entrenamiento¿Cuál es la verdad del manejo de Massa en la Fórmula Uno? Ayer domingo platicamos con dos buenos amigos del deporte motor y el periodismo: Gabriel Covelli, un enamorado crítico de la Fórmula Uno y del automovilismo de nuestro País, y Ricardo Roura, otro compañero del diario Reforma de la capital azteca. Covelli decía: «Lo más importante en el manejo de Massa este lunes es cómo reacciona a la imprevisible necesidad de las frenadas de un F-1. Tienes que salirte de toda la proporción «humana» de un manejo tradicional. Si frenas un milímetro más allá pierdes el coche; si lo haces a tiempo te darás cuenta que eso es unos cuantos metros antes de una curva. ¿Podrá Massa reaccionar a esa forma de comportamiento?».

Felipe, que ya no es Felipiño, osa del comportamiento egocéntrico que todo piloto de F-1 tiene en mayor o menor medida: «Estoy listo para una o dos carreras, sin problema. Aunque debo seguir la prescripción médica del cuidado de mi salud».

La lluvia de preguntas está sobre el piloto en Fiorano. El representante de ANSA es quien recibe la respuesta que tendrá cierta trascendencia para quienes buscamos un nuevo ángulo en el comentario a la pregunta sobre «¿cómo te fue?»: «Sigo siendo el hijo de p… de siempre», fue la respuesta ante las risas de los reporteros aunque estos levantaron las cejas y comenzaron a escribir («esa es la cabeza de la nota», pensaron, pero su jefe de redacción no podría cometer la osadía de cabecear así la nota por el pudor).

Las referencias de Autosport (incluidas las dos fotos que aquí presentamos) se refieren más bien a la conferencia que al comportamiento en pista. Pero parece que todo fue normal. Que aquí no ha pasado nada. Que Felipe no recuerda lo que le pasó en Hungría el 25 de julio pasado. Que sólo vio los videos que le hicieron llegar. Que todo fue una pesadilla y que está listo para tomar el volante.

Será entonces, en 2010 cuando la verdad se haga presente. Cuando el gran piloto mexicano Guillermo Rojas se estrelló contra el muro en una carrera de duración en el Autódromo Hermanos Rodríguez de la Ciudad de México, él dijo: «Se acabó». Y no volvió a pilotar. Él nos decía que luego que te impactas en seco y sufres ese golpe, el otro es en el ego, en tu interior. No vuelves a ser el mismo, decía.

¿Massa volverá a ser el mismo? Lo veremos en el 2010.

F1 Felipe Massa entrena en Módena Oct 12Por lo pronto la pregunta tramposa fue sobre su nuevo compañero de equipo Fernando Alonso. Muchos saben que no se llevan bien, entonces la reacción de Massa era importante.

Reacciona sin impresión. Dice que el hecho que Alonso entre a Ferrari no significa que tengan que ser amigos. «Es un compañero y el trato será de profesional a profesional». Palabras más, palabras menos. Esta fue la sustancia de la respuesta.

Pero Alonso ha madurado. Su boca, pensamos, permanecerá más cerrada. Y más abiertos los ojos y los puntos de vista no tan a flor de piel. Aunque el espíritu de Alonso siempre será el mismo. En pláticas de amigos desbordará este ímpetu que le caracteriza para analizar y criticar lo criticable.

Léa también

WRC 20 Rally de Monte Carlo.– Inicia Sébastien Ogier (Toyota Yaris WRC) dominando las primeras jornadas

Por Gabriel Covelli y César Roy Ocotla Ha iniciado el Campeonato Mundial de Rallies 2020 …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *