Vialidad.- Piensa antes de conducir; siete pasos que no conoces

Al Volante se ha caracterizado por ser un sitio de Internet, con 10 años de trayectoria, pero con la experiencia de 40 años de su fundador, que ha pugnado por la educación vial en México durante todo este tiempo. Por eso, la iniciativa de Bridgestone por su campaña “Piensa antes de conducir” tiene cabida en estas páginas con los siete pasos que debes tomar en cuenta antes de salir, en el automóvil, de vacaciones.

La llantera revisa la presión de los autos en dos gasolineras (Foto de Bridgestone).

·         Utilizar siempre el cinturón de seguridad.

·         Ajustar el reposacabezas.

·         Usar la silla para niños.

·         Realizar la alineación y balanceo del vehículo previo a emprender el viaje.

·         Inspeccionar la presión de las llantas y el desgaste de las mismas.

·         Revisar la carga máxima (de ocupantes) permitida por tipo de vehículo.

·         Revisar visualmente el nivel de desgaste de las llantas.

Al Volante añadiría: El cinturón de seguridad lo debemos usar siempre no solo el conductor y su acompañante de la parte delantera del auto, también quienes van en los asientos traseros. Si no tiene habilitados los cinturones de la parte posterior, hágalo, salvará una vida en caso de un accidente fuerte a bordo.

El reposacabezas ajustado a la altura de la cabeza y directamente atrás de su nuca, le permitirá evitar desnucarse. Usted puede evitar quedarse paralítico si utiliza bien este accesorio de seguridad.

La silla para niños lleva un anclaje ISOFIX en el coche. Si no hay estos anclajes, puede colocar el amarre del asiento delantero pero siempre que el bebé vaya volteado con dirección a la parte posterior del vehículo, viendo hacia atrás. Es importante que el vehículo cuente con estos anclajes.

Y recuerde: Si corre en carretera acrecienta el riesgo de ya no regresar. (Foto de archivo).

Alineación, balanceo, estado de las llantas y presión correcta, son la base del viaje, pues las llantas van a recibir toda la carga del vehículo, evitar el acuaplaneo (que las llantas resbalen en lluvia porque las ranuras o dibujo son capaces o incapaces de sacar toda el agua que hay dentro del dibujo. Es importante que usted adquiera llantas mixtas, para lluvia y para seco. Sí las hay y con ello se evitará sorpresas en el camino.

Llevarse al perico es  una forma de decir que usted va sobre cargado. Aparte que viola el reglamento federal al llevar a más ocupantes de lo que está permitido en el auto, sobrecarga amortiguadores y todo el sistema de suspensión y dirección. Está castigando a las llantas y si hay una pinchadura sería producto del sobrepeso en el auto, junto con otros factores.

A que hubo algunos puntos que no conocía de esto. Buen viaje.

Léa también

Al Volante cumple ocho años

Este martes 26 de mayo la página Al Volante cumple sus primeros ocho años en …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *