Aplicaría EEUU aranceles a México del 5 al 25% progresivo a partir del 10 de junio en todos los productos incluídos automóviles

El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció hoy que aplicará aranceles a México del 5% a partir del 10 de junio si no reduce la inmigración hacia ese país. El impuesto llegará al 25% el 1 de octubre de no verse progresos en la materia. Esta medida aplica en todos los productos hechos en México que llegan al vecino país, incluidos los automóviles, autopartes y demás productos del sector.

Donald Trump otra vez a la presión como arma de negocio (Foto de agencias).

Contra una enorme presión hacia su mandato, por las relaciones que mantuvo con Moscú en las pasadas elecciones, el presidente Trump utiliza esta amenaza contra México como una arma de negociación para que el Congreso de su país ratifique el Tratado México, Estados Unidos, Canadá, TMEC, y por otro lado presiona a México para que sea más cruel con los indocumentados que atraviesan suelo mexicano rumbo a los Estados Unidos.

Dice el comunicado de Trump fechado hoy en la Casa Blanca, en Washington, D. C.: “Para abordar la emergencia en la frontera sur, invoco a las autoridades que me otorga la Ley de Poderes Económicos de Emergencia Internacional. En consecuencia, a partir del 10 de junio de 2019, los Estados Unidos impondrán un arancel del 5 por ciento a todos los bienes importados de México. Si la crisis de la migración ilegal se alivia a través de acciones efectivas tomadas por México, que se determinarán a nuestra exclusiva discreción y criterio, se eliminarán los aranceles. Sin embargo, si la crisis persiste, los aranceles aumentarán a 10 por ciento el 1 de julio de 2019. De igual manera, si México todavía no ha tomado medidas para reducir o eliminar dramáticamente la cantidad de extranjeros ilegales que cruzan su territorio hacia los Estados Unidos, los aranceles aumentarse al 15 por ciento el 1 de agosto de 2019, al 20 por ciento el 1 de septiembre de 2019 y al 25 por ciento el 1 de octubre de 2019. Las tarifas se mantendrán permanentemente en el nivel del 25 por ciento a menos y hasta que México detenga sustancialmente la entrada ilegal de extranjeros que ingresan a través de su territorio. Los trabajadores que vienen a nuestro país a través del proceso de admisión legal, incluidos los que trabajan en granjas, ranchos y otras empresas, podrán pasar fácilmente.”

Esta medida que entrará en vigor a partir del 10 de junio involucra a todos los productos hechos en México, incluidos automóviles, camiones, tractocamiones y las autopartes.

“Si México no actúa, los aranceles se mantendrán en un nivel alto y las empresas ubicadas en México pueden comenzar a regresar a los Estados Unidos para fabricar sus productos y bienes. Las compañías que se mudan a los Estados Unidos no pagarán las tarifas ni se verán afectadas de ninguna manera.”, finaliza el comunicado.

Léa también

Honda Insight híbrido 2019.– Racionalidad pero con confort y tecnología; precio $525,900

Por Gabriel Covelli y César Roy Ocotla Un grupo de 40 periodistas fuimos testigos del …

Un comentario

  1. Me parece correcto pero no apropiado el método que usa D. Trump para presionar a Mexico a tener un mayor control de la frontera sur, no podemos estar a puertas abiertas ante el fenómeno migratorio que tal parece que ha redundado en la moda de las caravanas, cual si fueran las mismísimas procesiones a la villa guadalupana, El gobierno mas que poner un alto, debe de imponer un orden, al menos levantar un censo y conceder documentos de tránsito en el pais.
    Para los paises centroamericanos, reducir los apoyos que reciben de forma internaciinal con base en los habitantes que dejan su pais, vaya ejercer algo de presión para generar alguna acción, que generen empleos con esas canongias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *