BAIC y la decepción de haber comprado un auto chino

Jonathan Navarro compró un auto chino BAIC con la esperanza de haber hecho una buena compra. Era un seminuevo que le costó $145,000 pero nunca imaginó que el auto estaría en las condiciones que a continuación nos describe. Damos cuenta de las fallas de la marca con este, su comprador de buena fe. Que el testimonio sirva para que otros eviten errores y tomen conciencia de la necesidad de que la denuncia es la única arma que tienen como consumidores.

El BAIC D20 de Jonathan. No era mal auto, pero… (Fotos cortesía del afectado).

Jonathan Navarro buscaba un auto seminuevo de buen precio. Lo pagaría al contado. Le recomendaron ir a BAIC Del Valle, distribuidor de la marca china BAIC en la Colonia Del Valle, Ciudad de México. Allí supo de un arrendatario que rentó 100 vehículos D20, el modelo subcompacto de la marca. La arrendadora regresó los 100 autos por el mal servicio de mantenimiento para la flota. Jonathan aprovechó para hacerse de uno de esos vehículos modelo 2018 con apenas 10 mil kilómetros recorridos. Una buena oferta, pensó.

Su BAIC D20 no tiene malos acabados y es un auto bien fabricado, dice su propietario.

Los problemas han comenzado a salir. Lo llevó a la agencia para que checaran una fuga de gasolina. El auto fue escaneado y salieron ocho reparaciones urgentes, cuatro de ellas sugeridas, otras 132 revisiones estuvieron “Ok”. Conectores, evidencia de bujías, riel de inyección, balatas traseras cambiables, corrosión y revisión de fusibles. Cuando le enviaron a su celular los videos de la revisión encontró que toda la parte inferior estaba oxidada. Para ello ya le habían prometido un auto de cortesía mientras arreglaban su unidad.

Pero con los días encontró que ni le entregaban un auto para él poderse mover, ni las revisiones que él había exigido se habían concretado en reparaciones, y que la agencia Del Valle le quería regresar el auto “porque ya no se le podía hacer nada más”.

De la esperanza a la desilusión.

O sea que la agencia se quería deslindar de los problemas que traía el D22 de Jonathan.

El afectado no se quedó con los brazos cruzados. Comenzó a utilizar las redes como la de Twitter@Royalvolante para denunciar su caso.

Esta semana el director de BAIC Del Valle le ha hablado para citarlo este viernes a fin de arreglar el problema.

Pero Jonathan ha decidido que Al Volante publique su testimonio como una prueba de que los consumidores que se vean afectados por un auto que no reúne la calidad de entrega necesaria, deben de denunciar y no quedarse callados.

Seguiremos al pendiente de Jonathan y el caso de su BAIC D22.

Léa también

Mazda inspecciona birlos de seguridad del Mazda 3 en México

Mazda Motor de México ha enviado un comunicado de medios mediante el cual informa que …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *