F1 17.– Sergio Pérez dice que le hubiera gustado cenar con Senna, Schumacher y Pablo Escobar

Los infortunios verbales del piloto mexicano de Fórmula Uno, Sergio Pérez, se vuelven a repetir. Ayer viernes 8 de septiembre, fue entrevistado por Sergio Ríos, del portal Soy Motor, de España. En la charla el reportero le pregunta al tapatío con quién le hubiera gustado reunirse para cenar y él dijo que con Ayrton Senna, Michael Schumacher y Pablo Escobar, el líder del cartel de Colombia.

Sergio Pérez. Esas declaraciones ¿dichas sin pensar? (Foto de archivo).

El piloto mexicano habló con Soy Motor de España el día de ayer. Ha dicho que le gusta el fútbol. Le apasiona al grado de contar con un equipo con el que juega cada que la F1 se lo permite.

También externa peligrosamente tener la enfermedad de la tripofobia, padecimiento de muchos jóvenes que lo han expresado a través de las redes. Es la fobia o miedo a mirar figuras geométricas, puntos cercanos unos a otros, a tocar páneles de juegos geométricos o cuadrangulares.

Da cuenta de su gusto y pasión por los relojes, diciendo que tiene unos 20. Y que la mala compra fue haberle comprado a su perro un helicóptero de control remoto, adquisición de la que se arrepiente sin decir el por qué.

No le gusta de la Fórmula Uno el sentirse observado y estar en la boca de todos los que están cerca de él. El qué dirán, digamos.

¿Y cuando no hay Fórmula Uno?, le pregunta el reportero. Dice gozar de sus partidos de fútbol, ir a la iglesia y estar en familia.

Sergio, antes de la carrera del Gran Premio de Bélgica.

Lo que desea de la Fórmula Uno es ganar un campeonato y tener dos niños, a la vez que les recomienda a sus compañeros disfrutar de los “Puenting” (¿largos fines de semana?).

Y viene la pregunta: ¿Con quién te hubiera gustado cenar vivo o muerto? Y dice que con Ayrton Senna, el tricampeón que perdió la vida en el Gran Premio de Italia en 1994 , con el accidentado y aún vivo septa-campeón Michael Schumacher y con el líder colombiano del narcotráfico, asesinado en los años 90, Pablo Escobar.

Los comentarios al piloto no se dejaron esperar en la página española. “¿Por qué la prensa entrevista a un personaje homicida (recordando el cerrón que dio Sergio a su compañero de equipo, Esteban Ocon, en el pasado Gran Premio de Bélgica). Otro mensaje fue: “México, con miles de muertos por el narcotráfico y él (el piloto) admirando a Pablo Escobar”. Uno más: “Soy colombiano. Pablo Escobar acabó con medio país. El poco respeto que le tenía a Sergio se ha acabado”. Y así por el estilo.

Pérez, en 2015, Gran Premio de España.

Comentarios desafortunados repetidos

No es la primera vez que Sergio Pérez “mete la pata” en sus declaraciones. A Sussy Wolf, la esposa de Toto Wolf, el director de Mercedes, a pregunta de qué pensaba de la entrada de las mujeres a la Fórmula Uno, le respondió que el lugar de las mujeres estaba en la cocina.

Otro comentario polémico, después de estar en un podio en el tercer lugar, Pérez dijo que la carrera se la dedicó a su perrito que acababa de morir.

Y ahora, hubiera querido una cena con el narco Pablo Escobar.

Hace unos días circuló en las redes sociales un mensaje con fotos de Checo y su papá con el líder de Morena, Andrés Manuel López Obrador, otra imagen haciendo propaganda para el Partido Verde, luego con diputados, políticos de diversos partidos, hasta la foto de Sergio con Enrique Peña Nieto a bordo de la camioneta presidencial. Y el mensaje preguntaba: “¿Qué piensan de esto?”. Hubo varios comentarios criticando “el oportunismo” del papá del piloto, Antonio Pérez Garibay, quien ha buscado puestos políticos en Jalisco.

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

Léa también

F1 17 GP Italia.– Hamilton tiene la pole y Ocon calla bocas con el tercer lugar en la parrilla

Por Gabriel Covelli y César Roy Ocotla Una clasificación del Gran Premio de Italia caótico. …

2 Comentarios

  1. No veo por qué criticar por decir lo que siente y lo que piensa, me parece a mi que habla bien de él no ser políticamente correcto (hipócrita), se le puede criticar su forma de correr que es su trabajo, pero no sus pensamientos.
    Hay quienes admiran a Fidel o al Che cuando fueron unos asesinos y nadie se ofende por ello.

    En México el pueblo gueno glorifica a los narcos y otros hasta justifican que roben y maten que dizque por necesida y hambre y sed de justicia

    • Totalmente de acuerdo. Le preguntaron con quien querría cenar, no a quien admira. Otros pilotos han contestado nombres controversiales también, es normal que cualquiera llegue a sentir curiosidad sobre algún villano, que quiera preguntar sus motivos o decirle en la cara lo que ha causado.
      Yo, por ejemplo veo al ex presidente Diaz Ordaz como el ícono de los políticos detestables, los que han hecho más daño a mi país. Y sin embargo, me habría gustado saber qué caramba había dentro de su mente, qué fué lo que lo llevó a llevarse al país entre las patas con sus berrinches.
      No dudo que la cuirosidad de Checo vaya por ahí. Pero es verdad que debió haber sabido lo que le iba a caer después de declarar algo así. No le costaba nada haber dicho Gandhi o Jesucriso sólo por complacer al reportero y a los lectores.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *