Vende la industria 10.9% menos a lo pronosticado a principios de año

Por Juan Candela / Analista económico y de la industria automotriz

Con la amenaza de Trump las cifras de la industria automotriz nacional parecen estar respondiendo a la incertidumbre que ha generado, la venta, producción y exportación de vehículos ligeros a lo largo de este año muestran altibajos interesantes en estos cinco meses del año.

La industria en México vendió 10.9% menos que lo pronosticado a principios de año (Fotos de archivo).

Vende la industria 10.9% menos al pronóstico

De conformidad con las cifras de la AMDA, las ventas mensuales continúan siendo por más de 100 mil unidades en promedio. En el quinto mes de este año la venta fue de 122,916 unidades comercializadas al mercado interno que indican un incremento de un 1.1% entre mayo de 2016 y mayo de 2017, lo que nos lleva a ver un acumulado de ventas que en este año asciende a 615,641 unidades y representa un incremento del 4.8% respecto a lo observado en el año anterior.

Resultado histórico, sin embargo, el volumen obtenido en este mes reporta un decremento del 10.9% respecto a los 137,956 unidades pronosticadas a inicios del presente año, de hecho todos los meses del presente año están, 8.9% en promedio, por debajo del volumen mensual pronosticado por AMDA y en el acumulado la diferencia absoluta es negativa por 53,593 vehículos, casi 15 días venta de cualquier mes del año. ¿Será acaso que la importación de vehículos usados les está robando el mercado? No lo creo, más bien es la indecisión del comprador de vehículos nuevos ante la falta de mejores incentivos y a la tendencia de preferir el servicio de transporte particular e individual al de ir manejando.

El comprador, ante la falta de incentivos, prefiere Uber o Metro y no manejar.

Las marcas nuevas quitan ventas al bloque 1

No obstante, al analizar las cifras proporcionadas por AMDA podemos ver que el mercado se ha seccionado en tres rangos de venta. Por un lado, las empresas que venden más de 15 mil unidades al mes, como: Nissan con 29,251 vehículos; General Motors con 20,638 y Grupo Volkswagen con 19,080 unidades, a pesar de ser las de mayores volúmenes de venta en este mes presentan desempeños de 2.1% la primera y desempeños negativos de -14.9% y -6.0% las dos restantes, lo que nos deja saber que su mercado está siendo “comido” por las nuevas empresas, que para este mes, son las que presentan ventas dentro de un rango de entre tres y nueve mil unidades y se han identificado como el segundo bloque.

Las empresas ubicadas en aquel rango son: Toyota con 8,719 ventas y un desempeño de 10%; Honda 7,822 o 25.7%; FCA México con 7,605 y -4.8%; KIA con 7,406 o 60.7% de incremento respecto al mismo mes del año anterior; Ford Motor con 6,539 unidades o -14.8%; Mazda con ventas de 4,209 o 15.2% y Hyundai 3,558 unidades con un incremento de 14.1%.

KIA creció en el mes de mayo 60.7% más. La que más avanzó.

El otro rango es el que ubica a empresas cuyo volumen es inferior a las 3 mil unidades vendidas y no por ello son las de menor precio, por el contrario, en este rango de volúmenes vendidos aparecen marcas de lujo como Porsche con 19.3% de desempeño favorable respecto a mayo 2016; Mercedes Benz 19.1%; BMW que creció 17.6%; Audi con 4.1% y no por ello, son las menos mejores, solo se ubican en un rango diferente al resto de las marcas no mencionadas.

KIA, la que más crece en el acumulado enero-mayo

Veamos los resultados a nivel acumulado. Sólo se destacarán los mejores incrementos observados por las empresas: KIA 83.9%; Mercedes Benz 33.6%; Isuzu 30.6%; Hyundai 23.2%; BMW 20.5%; Toyota 14.1% y Honda 9.4%.

Hay un riesgo de que la producción se desacelere al segundo semestre.

No cabe duda que la llegada de empresas de origen asiático ha incrementado la oferta y reducido las porciones del pastel a las ya existentes. Los incentivos a la compra, créditos directos por la financiera de casa y bancarios, así como las promociones en modelos determinados, les han permitido tomar trozos de pastel que encabezaban desde muchos años atrás empresas como Nissan, General Motors, Volkswagen, Toyota, Ford Motor y FCA que son las que por volumen continúan encabezando el mercado, pero ya no son las que reportan mejores desempeños mensuales.

Riesgo de que la producción se desacelere al segundo semestre

En lo que a la producción de vehículos se refiere, la AMIA, nos dice que el volumen de vehículos fabricados en nuestro país se incrementó en 17.3% para alcanzar la cifra de 327,832 unidades en el mes recién cerrado. En el acumulado, el volumen es de 1’549,709 y representa una diferencia porcentual de 14.4%, respecto al mismo periodo del año pasado.

El ritmo de fabricación de vehículos ligeros nos indica que en los primeros cinco meses del año la industria va al 45% de la producción realizada en el 2016, por lo que, en lo que resta del año el ritmo debe ser superior a las 309 mil unidades, para lograr el volumen del año pasado. Es deseable que esto ocurra, sin embargo las condiciones se muestran un tanto adversas; altibajos en el tipo de cambio, incrementos de las gasolinas y en las tasas de interés que afectan directamente a la intensión de autofinanciamientos.

Urge que se diversifiquen nuestras exportaciones.

Exportaciones, no hay manera de acelerar la diversificación de mercados

En lo referente a la exportación tanto a nivel mayo como en el acumulado, AMIA reporta incrementos favorables (13.9% y 14.5%, respectivamente), sin embargo, el mayor volumen de la exportación de vehículos continúa siendo hacia los Estados Unidos, sin una mejora aparente, en la diversificación de mercados que para una industria que genera el mayor volumen de divisas debiera ser un tema importante.

Por ejemplo, en 2016 se importaron 886,776 vehículos nuevos, de los cuales, 427,367 vienen de la región asiática, es decir, 48.2% del total mientras que solo nos reciben el 1.0% de la exportación total. Con Mercosur, recibimos un 15.5% y enviamos un 7.3% del total y, desde la Unión Europea se importa el 10.6% y le es exportado un 4.2%.

Es claro que no se ha explotado el intercambio comercial como debería hacerse y ahora más que nunca es imprescindible hacerlo. Los expertos indican que para lograr una diversificación exitosa de un volumen tan importante se requieren diez años por lo menos, y ya vamos tarde.

NdeR 1.– Nota preparada con la información de los boletines de prensa de la AMDA y la AMIA.

NdeR2.– Damos la bienvenida a Juan Candela, analista automotriz, que desde ahora se incorpora al grupo de analistas de Al Volante. Su experiencia como economista y experiencia laboral, datan de más de 25 años. Bienvenido.

 

 

 

 

 

 

Share on Facebook0Tweet about this on TwitterShare on Google+0Share on LinkedIn0Pin on Pinterest0Email this to someone

Léa también

Ventas EEUU abril.– Bajan 4.7% en el mes; Ford, -7.1% de las tres grandes

Ni los bonos por comprar auto, y sí un consumidor que rechaza los aumentos a …

Un comentario

  1. Muy buen artículo. Les faltó mencionar el desproporcionado y abusivo aumento de precios de las marcas en el último año, yo creo que eso también afectó la venta de autos. En algunos casos como la X-trail, hubo aumento de alrededor de 24 mil pesos sin adición de equipo al modelo, un robo, por eso a partir de este mes ya no es la mas vendida en su segmento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *